E.UU. nacionalizó a 341.414 personas durante el primer semestre del año fiscal 2018, cifra que lo pone en la senda de superar los números del último lustro, informó hoy a Efe el Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS).

La cifra es un 22 % superior a la del primer semestre del año fiscal 2017 (279.949), coincidiendo con la transición entre el Gobierno de Barack Obama y el de Donald Trump.

El USCIS también informó que a cierre del primer semestre de 2018 hay 747.383 casos pendientes de resolver, un acumulado que se disparó durante los últimos años de Obama en la Casa Blanca, según datos del USCIS.

De hecho, el Gobierno de Trump es responsable de aproximadamente el 15 % de ese acumulado, ya que heredó 636.164 casos pendientes, defendió el USCIS.