Nuevamente Max Kepler y Brian Dozier mandaron la esférica a la calle y la ofensiva de los Twins fue la que mandó nuevamente en el Progressive Field para derrotar a los Indios de Cleveland ahora por pizarra de 10 carreras contra 6.
Los cañones de Kepler y Dozier estallaron en el tercer episodio para que ambos conectaran indiscutibles cuadrangulares productores de dos carreras cada uno. Pero la ofensiva de los Twins nuevamente regresaría en la cuarta entrada para anotar otras cuatro carreras con cuatro imparables para tomar una sólida ventaja de 8 carreras contra 0 sobre Cleveland y de paso sacar del encuentro al lanzador, Carlos Carrasco, quien tuvo una fatal presentación para los Indios con una labor de solamente 3 entradas y 2/3.
Sin embargo, los Indios intentaron regresar en el encuentro al anotar seis carreras contra el inicialista de los Twins, Kyle Gibson. Con cuadrangulares de Carlos Santana y Mike Napoli, el rally de Cleveland puso a temblar a la defensiva de los Twins que veían como la cómoda ventaja estaba siendo seriamente amenazada.
Afortunadamente para los Twins, la ofensiva de los Indios no volvería a hacer ninguna otra carrera en el encuentro y conservarían el triunfo que viene a levantar la moral en la División Central de la Liga Americana al tener ahora un record de 13 ganados y 25 perdidos contra equipos precisamente de esa división.
Max Kepler continúa encendido con el bate después de la colosal noche que tuvo con tres cuadrangulares en el primer juego de la serie en contra de los Indios, vuelve a conectar otro en el segundo juego de la serie. Ahora, el novato alemán tiene cuatro palos de vuelta entera en dos partidos y con esto llega a 15 en la temporada.